Los Skittles no son aptos para el consumo humano, existe demanda contra el fabricante

El fabricante de los dulces Skittles, fue demandado por ciudadano que afirma que en su elaboración se utiliza un colorante tóxico.
Los Skittles no son aptos para el consumo humano, existe demanda contra el fabricante Los Skittles no son aptos para el consumo humano, existe demanda contra el fabricante Los Skittles no son aptos para el consumo humano, existe demanda contra el fabricante

El fabricante de los caramelos de fruta Skittles, Mars, Inc., fue demandado por un ciudadano de San Leandro, California, que afirma que en su elaboración se utiliza un colorante tóxico que pone a las personas en riesgo de sufrir daños genéticos, recoge USA Today.

Según la demanda, presentada este jueves en el Tribunal de Distrito de EE.UU. para el Distrito Norte de California, los abogados de Jenile Thames señalaron que los caramelos no son aptos para el consumo humano porque contienen “niveles elevados” de dióxido de titanio.

Si bien la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU. (FDA, por sus siglas en inglés) permite el uso del citado aditivo en el país, siempre que no exceda el 1% del peso del alimento, en otras partes del planeta se encuentra prohibido.

Leer además: La inflación ahora le pega al pan dulce, subirá hasta un 22%

Los Skittles contienen dióxido de titanio, no seguro como aditivo alimentario

Así, en el 2021, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria anunció que el dióxido de titanio “ya no puede considerarse seguro como aditivo alimentario” y llamó la atención sobre los problemas de genotoxicidad, es decir, la capacidad de las sustancias químicas para dañar la información genética (ADN), derivadas de su consumo.

Asimismo, en la demanda interpuesta contra Mars, Inc. se le acusa de no advertir adecuadamente a los consumidores sobre los riesgos para la salud que supone la ingesta del producto.

Además, el demandante aseveró que, en el 2016, el fabricante de dulces hizo públicas sus intenciones de eliminar el dióxido de titanio de sus productos en los próximos años, pero en la actualidad su uso sigue presente en los Skittles.

Por su parte, el fabricante no hizo comentarios sobre la demanda, pero comunicó que el uso del aditivo “cumple con las regulaciones de la FDA“.

En tanto, Thames busca una indemnización por daños no especificados, fraude y violaciones de las leyes de protección al consumidor de California.