A las 11 de la mañana de este 28 de marzo, comenzó la misa en la Catedral de Toluca, con motivo del Domingo de Ramos, en donde este recinto lució a su máximo aforo permitido, es decir, al 30 por ciento, esto como forma de prevención contra el covid19.

En el pasado año, por la contingencia sanitaria, la celebración del Domingo de Ramos se realizó a puerta cerrada en la Catedral de Toluca, pero en este 2021, se volvieron abrir las puertas para esta misa que da inicio a la Semana Santa.

Para esta celebración católica, todos los asistentes portaron su cubrebocas y mantuvieron una sanata distancia en las butacas; incluso en este 2021, no hubo bendición de Ramos, esto como una forma de prevenir el contagio del coronavirus entre los fieles católicos que se dieron cita en la Catedral de Toluca.

A fuera de este recinto católico, se colocaron vendedores de palma, provenientes principalmente de San Cristóbal Huichochitlán, y que comentaron que sus ventas fueron regulares, ya que aún no hay una gran afluencia de personas, ya que las iglesias aún no pueden abrir su aforo al 100 por ciento en la entidad mexiquense.

Por: Bernardo Jasso / SéUno Noticias

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook