Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama

Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama

El consumo de verduras, proteínas, grasas y frutas de calidad desde la niñez y durante la juventud tendrán un efecto positivo en la edad adulta de la mujer, permitiendo al cuerpo tener un sistema inmunológico fuerte, previniendo el cáncer de mama
Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama

El consumo de verduras, proteínas, grasas y frutas de calidad desde la niñez y durante la juventud tendrán un efecto positivo en la edad adulta de la mujer, permitiendo al cuerpo tener un sistema inmunológico fuerte, previniendo el cáncer de mama.

Un estilo de vida saludable que descarte el consumo constante de azúcares, harinas refinadas, alimentos procesados y contemple la actividad física es fundamental para ayudar a prevenir el cáncer de mama y, en caso de padecerlo, confrontar los tratamientos que conlleva, como las quimioterapias, aseguró la investigadora de la Facultad de Medicina de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), Alexandra Estela Soto Piña.


La universitaria expuso que el consumo de verduras, proteínas, grasas y frutas de calidad desde la niñez y durante la juventud tendrán un efecto positivo en la edad adulta de la mujer, permitiendo al cuerpo tener un sistema inmunológico fuerte.

Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama

“El cáncer, al igual que las enfermedades cardiovasculares, contempla como factor de riesgo la mala alimentación, el sedentarismo, el consumo de alcohol y tabaco. Todo esto en conjunto, a largo plazo, acumula alteraciones en el organismo y, sobre todo, un proceso inflamatorio crónico, de bajo grado, que modifica la fisiología normal de las células y las hace vulnerables a estos padecimientos”, refirió.


Soto Piña compartió que durante una investigación que realizó en el Centro Oncológico ISSEMyM de la entidad, sobre la incidencia de la alimentación durante las quimioterapias en mujeres con cáncer de mama, se observó que fortalecer el sistema gastrointestinal permite afrontar de mejor manera los efectos del tratamiento como vómito, mareo y diarrea, entre otras.

Detalló que el uso de suplementos como la inulina, que es un prebiótico, mejoró la calidad de vida de las mujeres durante el tratamiento. “La inulina puede tener efectos benéficos a nivel cerebral, cardiovascular e intestinal. Influye en la reducción de la presión arterial en las mujeres que la consumieron y en la reducción de los efectos adversos gastrointestinales por la quimioterapia como la diarrea, náuseas y vómito”, explicó.

Estilo de vida saludable incide en la prevención de cáncer de mama


La universitaria reconoció que existen factores que no se pueden controlar o reducir y que hacen vulnerables a las mujeres a padecer cáncer de mama como los polimorfismos y los disruptores endócrinos, que son agentes contaminantes que se encuentran principalmente en los plásticos; sin embargo, reiteró que el estilo de vida saludable es una variable positiva que incide en la prevención de esta enfermedad.


La especialista hizo un llamado a las mujeres para concientizar sobre la importancia de mejorar la calidad de vida, tener disciplina con la alimentación y realizar ejercicio.
Actualmente la universitaria realiza una investigación en el Instituto de Salud de la entidad (ISEM) sobre los polimorfismos y su relación con el cáncer de mama.

Síguenos en TWITTER, INSTAGRAM y Google News