Buscar

Podrías tener inmunidad de por vida si te vacunaste con Pfizer

Redacción SeUno | 2 julio, 2021

Los hallazgos del estudio sugieren que la gran mayoría de las personas vacunadas estarán protegidas a largo plazo de las variantes de coronavirus existentes.

Según un nuevo estudio, las vacunas COVID-19 fabricadas por Pfizer-BioNTech y Moderna producen una fuerte reacción inmune en el cuerpo que puede proteger contra el virus durante años.

Duradera pero no del todo…

Los últimos hallazgos se suman a la creciente evidencia que sugiere que muchas personas que han recibido una vacuna de ARN mensajero (ARNm). Pueden no necesitar una dosis de refuerzo, siempre que el virus y sus variantes no evolucionen mucho más allá de sus formas actuales.

El estudio revisado por pares, publicado en la revista científica Nature. Encontró que es probable que ambas vacunas ofrezcan una protección duradera contra el COVID-19.

También pueden no necesitar refuerzos

El Dr. Ali Ellebedy, inmunólogo de la Universidad de Washington en St. Louis y autor principal del estudio. Dijo que los hallazgos eran una “buena señal de cuán duradera es nuestra inmunidad con esta vacuna”.

Un estudio anterior realizado por el Dr. Ellebedy y su equipo encontró que las personas que se han recuperado de COVID-19 también pueden no necesitar refuerzos. Con base en esos hallazgos, los científicos dijeron que la inmunidad contra el coronavirus podría durar años, posiblemente incluso toda la vida, en personas que habían sido infectadas y luego vacunadas.

Sobre el estudio

Para investigar si la vacunación por sí sola podría tener un efecto similar de larga duración. El equipo examinó los ganglios linfáticos, donde las células inmunitarias se entrenan para reconocer y combatir el virus.

Descubrieron que casi cuatro meses después de la primera dosis de la vacuna Pfizer o Moderna. Los ganglios linfáticos del cuerpo todavía mostraban niveles altos de células B del centro germinativo. Lo que indica una protección duradera contra el virus.

“Por lo general, de cuatro a seis semanas, no queda mucho”, dijo al NYT Deepta Bhattacharya, inmunóloga de la Universidad de Arizona. Pero los centros germinales estimulados por las vacunas de ARNm están “todavía funcionando, meses después, y no hay mucho declive en la mayoría de las personas”.

También protege de las nuevas variantes

Los hallazgos del estudio sugieren que la gran mayoría de las personas vacunadas estarán protegidas a largo plazo de las variantes de coronavirus existentes.

Pero para las personas más vulnerables, como los adultos mayores. Las personas con sistemas inmunitarios más débiles y las personas que toman medicamentos inmunosupresores pueden necesitar refuerzos.

“Nuestros estudios demuestran que la vacunación humana basada en ARNm del SARS-CoV-2 induce una respuesta persistente de células B [del centro germinal]. Lo que permite la generación de una sólida inmunidad humoral”, dice el estudio.

El caso de AstraZeneca

Otro estudio ha demostrado que una tercera dosis de la vacuna Oxford-AstraZeneca induce un refuerzo inmunológico “fuerte” contra COVID-19 y sus diferentes variantes.

La administración de una tercera inyección más de seis meses después de la segunda inyección eleva la cantidad de anticuerpos en la sangre a los mismos niveles observados tras la vacunación de doble dosis.

Aún se desconoce si se necesitarán dosis de refuerzo

Los científicos también registraron un aumento en los anticuerpos capaces de neutralizar las variantes Alfa, Beta y Delta. De las cuales se sabe que las dos últimas son capaces de escapar parcialmente de la respuesta a la vacuna.

A pesar de los hallazgos, la profesora Teresa Lambe, autora principal del estudio, dijo que “no se sabe si se necesitarán inyecciones de refuerzo”.

Redacción Salud

Compartir en:
  • Share en Facebook
  • Share en Twitter
%%footer%%