El estudiante yucateco William Alexis Ortiz Noh de 22 años de edad, creó el primer robot “humanoide” de Yucatán, el cual puede medir la temperatura corporal con sensores infrarrojos, proporcionar gel antibacterial y hablar en lengua maya.

Pese a las limitaciones económicas, el proyecto nació en medio de la pandemia, pensando en reactivar la economía y cuidar la vida de la gente.

“Observé que algunos comercios comenzaron a reabrir y tenían la obligación de designar a empleadas y empleados en filtros sanitarios en las entradas de los establecimientos, lo que podía aumentar el número de contagios de Covid-19 entre el personal y la clientela”, declaró.

Por ello, uso sus conocimientos en electrónica y programación para desarrollar un sistema computacional que le permite al “robot yucateco” moverse de manera autónoma y realizar algunas tareas como dar la bienvenida en lengua maya y español, decir alguna “bomba” yucateca (chiste) o una frase positiva, dar las gracias, registrar el calor del cuerpo y ofrecer sanitizante en las manos, todo a través de sensores.

“La verdad es que fue un trabajo muy difícil, pues en las comunidades mayas no hay mucho apoyo, ni recursos para los jóvenes que trabajan con tecnología”, dijo William al explicar el largo camino para poder desarrollar al robot maya.

El robot pesa aproximadamente 10 kilogramos, mide alrededor de un metro y fue construido con fibra de vidrio. Tiene en la parte frontal una pantalla que simula ser un rostro y muestra el estado de ánimo del robot.

Los termo-motores y sensores infrarrojos toman la temperatura de los clientes y en la pantalla les indica a los clientes si pueden acceder al establecimiento, en caso de no registrar fiebre o calentura.

William sueña con ser ingeniero en robótica y algún día trabajar en la fabricación de satélites espaciales, mientras espera vender o rentar el “robot yucateco” para recaudar más dinero y seguir desarrollando diferentes tipos de tecnología.

Con información de Mexiquense Noticias

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook