Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido

Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido

Reino Unido ha sido testigo de una perturbadora serie de actos violentos contra las mujeres durante este año; las inyectan con drogas.
Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido Inyectan con drogas a mujeres en antros abarrotados en Reino Unido

Reino Unido ha sido testigo de una perturbadora serie de actos violentos contra las mujeres, las inyectan con drogas en antros llenos de gente.

Una ola de casos de mujeres que son inyectadas con jeringas en bares y clubes nocturnos abarrotados, una variación de la narcotización, en la que drogas son vertidas en la bebida de alguien, un delito que a menudo se perpetra contra las mujeres.

Por su parte las fuerzas policiacas de Inglaterra ya estan investigando los reportes de ‘narcotización con jeringa’, incluyendo doce incidentes en Nottinghamshire. La policía en Escocia investiga reportes similares.

No obstante, la policía declaró en un comunicado que una persona que reportó haber sido narcotizada tuvo efectos que “coinciden con la administración de una sustancia.

La mayoría de los reportes provienen de estudiantes mujeres, pero algunos varones dicen que también han sido víctimas.

La policía dice que ningún otro delito, incluido el abuso sexual, ha sido vinculado a los reportes de inyecciones; de todos modos, las autoridades afirman que están incrementando los patrullajes y trabajando en conjunto con universidades y hospitales locales para investigar.

No obstante, a medida que estas historias (y los temores que las rodean) se han propagado, algunas jóvenes han exhortado a un boicot contra los clubes y también han lanzado una petición para que los clubes cacheen a las personas al ingresar. Para muchas mujeres, la idea de convertirse en víctimas de alguien que porte una jeringa en un club nocturno es horripilante.

Una investigación de 2019 de la BBC reveló más de 2600 casos de narcotización de bebidas en Inglaterra y Gales desde 2015.

Actos violentos contra mujeres en el Reino Unido

Lizzie Wilson va a un club nocturno lleno de gente en el Reino Unido, la noche del lunes con tres amistades cuando sintió un dolor repentino en la espalda, como si la picarán con una jeringa.

Diez minutos después, le costaba trabajo mantenerse en pie.

La joven de 18 años, dijo que escuchó de mujeres jóvenes que son inyectadas con jeringas en clubes abarrotados y de inmediato temió que fuera ella una víctima.

Sus amistades la llevaron a toda prisa al hospital, donde pasó horas desorientada y sin sensación en las piernas.

“Nadie debería tener que vivir eso”, “Lo más angustiante es que no podía controlar nada”, dijo la estudiante de primer año de universidad en Nottingham.

Iniciativas de mujeres para erradicar estos actos

Muchos jóvenes mediante una iniciativa llamada “Noche de chicas… en casa”, han surgido grupos locales en todo el país para llamar a un boicot de los clubes con el fin de crear conciencia y exigir mejores protecciones.

Ally Valero, de 20 años, una de las estudiantes que organizaron el boicot local en Nottingham, dijo que el objetivo no era decir que las mujeres deban quedarse en casa, sino enviar un mensaje a los propietarios de los clubes de que deben hacer un mayor esfuerzo para garantizar la protección de los clientes.

“Queremos salir de fiesta de nuevo”, dijo Valero. “Pero queremos ir en un ambiente más seguro”.

Primrose Sparkes, de 20 años, quien ayudó a organizar un boicot similar en la Universidad de Durham, dijo que en el pasado el principal factor que consideraba antes de decidir si salía o no era si tenía una clase muy temprano por la mañana.

“Ahora es: ¿me siento segura?”, indicó. “Hay un elemento de miedo que antes no estaba ahí”.

Luis Danton, de 20 años, estudiante y presidente de la sociedad de futbol en la Universidad Nottingham Trent, calificó la situación como “una locura” y dijo que el equipo planea unirse al boicot.

“Y mucha gente tiene miedo, si soy sincero”, dijo.

Afuera del club nocturno Pryzm, estudiantes se quitaron las chamarras y vaciaron sus bolsillos antes de atravesar un detector de metal. El club afirma que ha incrementado los cacheos para tranquilizar a los clientes.

Síguenos en TWITTER, INSTAGRAM y Google News