Cuando una persona enferma con covid, el riesgo de que se agrave es latente y con ellos, incrementan sustancialmente los gastos médicos. Cuando se trata de una familia entera, la salud se convierte en un lujo.
Así le sucedió a Ana Paola, una joven que para poder comprar un tanque de oxígeno para su abuelo, vendió su cabello por 2 mil 500 pesos, sin embargo, no fue suficiente pues otro de sus familiares agravó y la necesidad de conseguir condensadores de oxígeno llegó.

“Ahorita nos apoyan familiares, amigos y gente que no conocemos que nos están apoyando, me contactan a mí y ya nos depositan y nos ayudan muchísimo. Hemos recibido mucha ayuda de todo tipo, económicamente, hay personas que han juntado y nos mandaron despensas a la casa, de hecho ayer vino un señor hasta la puerta de la casa y nos ayudó con dinero y muchas personas nos mandan también sus buenas vibras para que mis abuelitos se recuperen”.

Para poder completar los gastos del tratamiento Covid, pues además de cada condensador que vale 33 mil pesos, deben continuar suministrando medicamentos y comprar despensa, Ana Paola y su familia decidieron rifar una bolsa con valor de 2 mil pesos y un celular.

Si bien en primera instancia se iba a rifar un vestido de 15 años, la confección del mismo se complicó, por lo que se ofertó un celular, y es que 10 miembros de su familia, incluida ella, su abuelo José y su abuela Santa, están infectados con Covid-19.

Para apoyar a Ana y a su familia sólo hay que contactarla a través de sus redes sociales en https://www.facebook.com/Paola.Romero.6/ y a su celular 3319031816.

La rifa de la bolsa y el celular se llevará a través de sus redes sociales el próximo 15 de enero, el costo por boleto es de 100 pesos.

Pedro Pérez

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook