El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra

El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra

El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra El Sol lanza una explosión de energía electromagnética hacia la Tierra

(CNN) — El Sol acaba de soltar el equivalente a un eructo solar masivo, enviando materia coronal altamente cargada a través del sistema solar.

Una exhibición espectacular de la aurora boreal sería posible el miércoles por la noche tan al sur como Pensilvania y Oregon, con posibles interrupciones en las comunicaciones.

Parte de la energía del Sol llegaría a nuestra atmósfera el miércoles por la noche y el jueves, una razón para que los observadores de estrellas voltearan hacia el cielo nocturno en anticipación a las coloridas y relucientes auroras boreales.

Después de varios meses de pausa, el Sol se ha despertado en un nuevo período de actividad solar. Una impresionante llamarada solar y eyección de masa coronal (CME) el 7 de diciembre arrojaron plasma y campo magnético hacia la Tierra.

Si tu estación de radio favorita suena con estática o tu GPS se desvía unos metros, no es solo otro subproducto de un año loco. El clima solar entrante en realidad puede causar interrupciones en la comunicación, como errores de posicionamiento GPS e interferencias dentro de nuestra red eléctrica.

El Centro de Predicción del Clima Espacial de la Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA) dice que existe la posibilidad de fuertes niveles de tormenta «si el campo magnético transportado por el CME se conecta bien con la magnetosfera de la Tierra».

Auroras boreales

Por supuesto, un efecto agradable de la actividad solar será una exhibición deslumbrante de la aurora boreal. Debido a la fuerza de la tormenta, las auroras boreales pueden ser visibles para muchas personas que, por lo general, no pueden verlas. El índice de tormenta geomagnética de la NOAA, que indica la magnitud de la actividad solar, predice un índice Kp de 7 (de 9), que corresponde a la actividad de las auroras en lugares tan al sur como Chicago, Detroit, Boston y Seattle.

Las partículas solares entrantes y los campos magnéticos liberados por el Sol durante una CME fuerzan la liberación de partículas ya atrapadas en la atmósfera terrestre. Esto desencadena reacciones que obligan a los fotones de luz activados por moléculas de oxígeno y nitrógeno en la atmósfera superior.

Los colores más comunes de las auroras son un verde luminiscente, pero si tenemos un poco de suerte, la atmósfera podría proporcionar una gama de colores desde el rojo hasta el rosa o el azul hasta el morado.

Aunque el pico de pronóstico de la aurora boreal era de tres horas a partir de las 10 pm del miércoles, será posible alguna actividad durante el 10 de diciembre.

Otros eventos celestiales

Ten en cuenta que este no es el único evento celestial impresionante que tendrá lugar este mes.

Marca en tu calendario el 21 de diciembre, cuando Júpiter y Saturno estarán más cerca el uno del otro de forma visible desde la Edad Media. Esta gran alineación de planetas, conocida como conjunción, coincide con el solsticio de invierno y no se volverá a ver hasta 2080.

Síguenos en TWITTER, INSTAGRAM y Google News