Momentos de dolor y enojo fueron los que vivió una familia en el estado de Puebla luego de que personal del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) diera por muerto a un bebé recién nacido que sí estaba vivo. 

De acuerdo con la información de El Universal, los hechos ocurrieron en el Hospital General de Zona (HGZ) No. 20 La Margarita, donde el bebé fue entregado a sus familiares en una funeraria tras pasar seis horas en refrigeración, pero justo fue ahí, envuelto entre sábanas, que los familiares se dieron cuenta de que el menor estaba vivo. 

El IMSS emitió un comunicado en el que detalló que el bebé tenía 23 semanas de gestación, pero al momento de revisarlo no presentó signos vitales. 

Declara muerto a recién nacido, que estaba vivo
El IMSS emitió un comunicado en el que detalló que el bebé tenía 23 semanas de gestación, pero al momento de revisarlo no presentó signos vitales. 

“Se le realizó valoración desde el momento del nacimiento. Se aplicaron los protocolos del recién nacido prematuro extremo, pero no presentó signos vitales, por lo que se certificó el fallecimiento”, se lee.

Luego de que notar que el bebé estaba vivo, fue trasladado a la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales en donde recibió atención médica. 

“Por su prematurez extrema, lamentablemente su pronóstico de vida es reservado”, aseguró el IMSS, quien también señaló que ya se investiga el caso de acuerdo a los protocolos.

Via: Noticias en la mira

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook