De acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional, sus bandas nubosas provocarán lluvias torrenciales en Jalisco, Colima, Michoacán, Oaxaca y Guerrero

Las depresiones tropicales Trece E y Catorce E en el Océano Pacífico incrementaron sus vientos y la tarde del 26 de agosto evolucionaron a tormentas tropicales Hernán e Iselle, respectivamente.

Hernán se ubicó a a 215 km al suroeste de Manzanillo, Colima y 300 km al sur de Cabo Corrientes, Jalisco, desplazándose al noreste a a 9 km/h con vientos máximos sostenidos de 65 km/h.

De acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional, sus bandas nubosas provocarán lluvias torrenciales en Jalisco, Colima, Michoacán, Oaxaca y Guerrero, aunque se pronostica que su trayectoria se mantenga sobre

“Los centros de estas tormentas tropicales se mantendrán sobre el mar, con un acercamiento gradual a las costas del occidente de México y del extremo sur de Baja California Sur, donde se prevé que se produzcan lluvias asociadas a la entrada de sus bandas nubosas”, señaló Jorge Zavala Hidalgo, coordinador general del Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

En su momento, Blanca Jiménez Cisneros, directora general de la Conagua, dio a conocer que las lluvias provocadas por esos sistemas podrían incrementar los caudales de ríos y arroyos, así como inundaciones en las zonas bajas de los estados mencionados, con posibilidad de deslizamientos de terreno y afectaciones en caminos y tramos carreteros.

Protección Civil de Manzanillo pidió a la población no acudir a playas debido a que el fenómeno genera oleaje elevado.

En tanto, Iselle, aun lejos de costas mexicanas, su centro se ubicó a 1095 km una al suroeste de Los Cabos, Baja California Sur a una velocidad de 7Km/h con vientos sostenidos de 65km/h por lo que las autoridades vigilan su trayectoria.

Con información de Corresponsales/ Noticieros Televisa

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook