El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sugirió el jueves postergar las elecciones presidenciales de noviembre 2020 alegando que el coronavirus y el voto por correo amenazan de fraude el proceso.

“¿Retrasar la elección hasta que la gente pueda votar de manera adecuada y segura???”, se preguntó Trump en un tuit. 

“Con la votación universal por correo (no la votación en ausencia, que es buena), 2020 será la elección más IMPRECISA Y FRAUDULENTA de la historia. Será un gran bochorno para Estados Unidos”


Trump

El comentario del presidente Donald Trump llega en momentos en que los sondeos de cara a la votación de noviembre no lo favorecen.

EU nunca ha retrasado una elección presidencial

Estados Unidos nunca ha retrasado una elección presidencial, ni siquiera durante la Guerra Civil.

En cualquier caso, es poco probable que se pospongan esta vez. Solo el Congreso puede cambiar la fecha de las elecciones, establecida por ley el 3 de noviembre, y los demócratas de la oposición controlan la Cámara baja.

Varios estados estadounidenses quieren que la votación por correo sea más accesible para limitar lo más posible la propagación del nuevo coronavirus. Muchos han permitido este sistema de votación durante años y no han reportado ningún problema importante aparte de incidentes aislados. 

Desde hace varias semanas, Trump, que enfrenta encuestas muy desfavorables, ha evocado el fantasma del fraude masivo. 

Sus comentarios sobre este tema llevaron a Twitter a reportar por primera vez que uno de sus tuits era engañoso. 

Biden había predicho que Trump buscaría retrasar las elecciones presidenciales 2020

A finales de abril, el demócrata, Joe Biden, había predicho que el multimillonario haría todo lo posible para postergar la elección. 

“Recuerden lo que les digo, creo que tratará de posponer las elecciones de una forma u otra, encontrará razones por las que no pueden llevarse a cabo”.

Joe Biden.

Pocos días después, Trump, interrogado durante una conferencia de prensa en la Casa Blanca, rechazó categóricamente esta hipótesis. “Nunca consideré cambiar la fecha (…) ¿Por qué haría eso?”, dijo, aludiendo a “la propaganda” del campo demócrata. 

El tuit presidencial que evoca la posibilidad de un aplazamiento de una elección fue enviado unos minutos después del anuncio de una caída histórica en el PIB de Estados Unidos en el segundo trimestre (-32,09%) como consecuencia de la pandemia.

Las encuestas no favorecen a Trump en tres estados clave

Las nuevas encuestas de votantes registrados de tres estados clave publicadas el domingo pasado revelan que el apoyo a Trump está en retroceso: en Florida, el presidente obtuvo un 46% de apoyo contra un 51% para Biden, mientras que en Arizona, el aspirante demócrata le lleva cuatro puntos de ventaja, con un 49%.

En Michigan, la ventaja de Biden es de 52% sobre 40%, por encima del promedio de RealClearPolitics de encuestas nacionales recientes, que coloca al exvicepresidente de Barack Obama 8.7 puntos por delante de Trump.

En 2016, el presidente ganó en los tres estados, aunque en Michigan tuvo una ajustada diferencia de menos de 11 mil votos.

Mientras tanto, Biden realiza una campaña sin precedentes desde su casa en Delaware, sin mítines y con pocas conferencias de prensa e impulsando un plan de reactivación económica frente a los problemas que ha traído el coronavirus.

El presidente recuerda sin embargo que con un pronóstico adverso ganó la candidatura del partido y derrotó en 2016 a su rival demócrata Hillary Clinton.

El magnate republicano teme los efectos de una humillante derrota que lo convertiría en el primer presidente de un solo mandato en más de un cuarto de siglo. 

Joe Biden arremete contra Rusia y China; asegura que ambos países buscan intervenir en las elecciones presidenciales de Estados Unidos.

El expresidente demócrata de Estados Unidos, Barack Obama, dio su espaldarazo a Joe Biden, principal rival de Donald Trump.

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook