Las imágenes de los tenistas abrazándose en la red, jugando al baloncesto y participando en fiestas durante el torneo de exhibición organizado por Novak Djokovic en Serbia y Croacia fueron «decepcionantes» y el tenis debe aprender la lección, dijo el jefe saliente de Wimbledon, Richard Lewis.

Djokovic, Grigor Dimitrov, Borna Coric y Viktor Troicki contrajeron el coronavirus tras participar en el Adria Tour, evento al que acudió mucho público y en el que los jugadores posaron para fotografías.

Lewis, que abandonará en julio su cargo como presidente ejecutivo del All England Lawn Tennis Club, dijo a los medios británicos que espera que todos tengan una rápida recuperación, al tiempo que indicó que los errores del torneo no deben repetirse.

Las imágenes fueron decepcionantes y creo que (…) debe extraerse de esto que todos los implicados -no solo los jugadores, sino también los administradores, los organizadores y el séquito- entiendan que los protocolos, reglas y regulaciones están en vigor por una razón», señaló.

«Es una lección muy importante para aprender», agregó.

La pandemia obligó a la suspensión de la temporada profesional a principios de marzo, por lo que Wimbledon tuvo que ser cancelado este año.

El Abierto de Estados Unidos es el próximo Grand Slam en el calendario y los organizadores prevén estrictas medidas para dar seguridad a los participantes. Algunos grandes jugadores, como Djokovic, calificaron como «extremas» las medidas al principio.

«Espero que cuando se reanuden los torneos internacionales de tenis el deporte sea más disciplinado y se sigan los protocolos en vigor», agregó.

Fuente: Excélsior

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook