Para revertir la severa crisis de insumos que enfrentan los hospitales 90 camas y San Agustín, ambos nosocomios requieren a la brevedad por lo menos 26,000 apoyos a fin de que los médicos y enfermeras puedan trabajar en óptimas condiciones, sin riesgos de contagio por COVID-19, denunció el presidente municipal de Chimalhuacán, Jesús Tolentino Román Bojórquez.

“Lamentamos que el personal de estos hospitales cuente con materiales de muy baja calidad que les entregó hace una semanas el gobierno estatal. Su salud está en riesgo porque los trajes quirúrgicos son deficientes, los cubrebocas no cierran herméticamente, las batas son muy delgadas, es decir, material muy vulnerable al coronavirus que no puede utilizarse y por ende permenece resguardado en bodegas”.

Requieren insumos básicos Hospitales de Chimalhuacán  para enfrentar COVID-19: Jesús Tolentino

El edil explicó que para laborar durante estas semanas, consideradas como de alto riesgo de contagios de coronavirus, los doctores y enfermeras requieren por lo menos de 6,000 trajes biológicos, 6,000 mascarillas N95, 6,000 botas quirúrgicas, 2,000 goggles y 6,000 cubrebocas triple pliegue.

“Estamos solicitando material que sea avalado por instancias de salud, es decir, equipo que pueda emplearse sin riesgo de contraer COVID-19. Al inicio de la contingencia el gobierno municipal entregó a los hospitales más de 20,000 insumos, los cuales se agotaron y se requieren más a la brevedad”.

Román Bojórquez detalló que en últimos días, una comisión de autoridades locales acudió a diversas dependencias estatales para pedir apoyo sin obtener una respuesta favorable; por ende, este lunes se manifestarán en la Secretaría de Salud federal, para solicitar a su titular, Jorge Alcocer Varela, su respaldo.

“Además, le pedimos respetuosamente, la contratación de mayor personal en ambos hospitales a fin de puedan operar a su máxima capacidad. Estamos solicitando 39 médicos generales, 13 especialistas y135 elementos de enfermería”.

El funcionario detalló que aunado a estas acciones, el Ayuntamiento alista una queja ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, y de ser necesario ante la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos, por presuntas violaciones a garantías de médicos y enfermeras de los nosocomios.

El gobierno local pone a disposición de la ciudadanía el número telefónico de la Dirección de Salud Municipal (DISAM), 1551-6395, así como del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) local, 5853-7474, para brindar información y asistencia médica en caso de ser necesario.

Redacción Efecto TV

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook