Después de haber pagado una fortuna por los ventiladores a la empresa de León Manuel Bartlett, hijo del titular de la CFE, Manuel Bartlett, el IMSS admitió que no cuentan con las características necesarias requeridas.

El Instituto Mexicano del Seguro Social, explicó que luego de una revisión, se detectó que los ventiladores, por los que se pagó la cantidad de 1.5 millones cada uno, los más caros que haya adquirido el gobierno desde que inició la pandemia, no contaban con pantalla táctil.

A través de una tarjeta informativa, la dependencia explicó que los ventiladores no presentaban las características solicitadas.

Destacó, que el responsable del Hospital General de Zona 1, el subdirector médico, el jefe de conservación y el Control de Bienes, levantaron un acta administrativa de Rechazo de Bienes por fallas, daños y porque el equipo no correspondía con las características técnicas acordadas.

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook