Grupo Heineken anunció que dejaría de surtir sus diferentes marcas de cerveza en el país, obedeciendo la declaratoria de emergencia sanitaria anunciada por el gobierno federal

En algunas ciudades del país se registraron compras de pánico de cerveza y vaciaron los anaqueles de esta bebida ante el posible desabasto por la emergencia del coronavirus.

En Nuevo León, a partir del próximo viernes 3 de abril se restringirá la venta de alcohol en Nuevo León, ya que su producción no es primordial para las autoridades estatales durante la contingencia por el COVID-19.

Horas antes, grupo Heineken, que tiene tan planta productora en dicha entidad, anunció que dejaría de surtir sus diferentes marcas de cerveza en el país, obedeciendo la declaratoria de emergencia sanitaria anunciada por el gobierno federal.

Este anuncio provocó que algunos ciudadanos acudieran a centros comerciales a comprar bebidas alcohólicas.

En Monterrey vaciaron los refrigeradores de cerveza.

También acudieron a expendios y bodegas de bebidas alcohólicas.

En ciudades como Culiacán, Sinaloa, y Mexicali, Baja California, también se registraron compras de pánico de alcohol ante la posibilidad de desabasto o un decreto de ‘ley seca’.

Ante los rumores de que dicha restricción se expandiría a varias entidades, el gobierno de la Ciudad de México negó que fuera a decretar la ley seca y pidió a las tiendas de autoservicio no cerrar ni condicionar la venta de bebidas alcohólicas, aunque no descartó que las alcaldías puedan decretarla.

El gobernador de Tabasco, Adán Augusto López, quien se encuentra en aislamiento por ser portador de coronavirus, informó que en su entidad se firmó un decreto para que desde mañana se cierren los establecimientos mercantiles no esenciales, que incluyen los que venden alcohol.

“Igualmente los he instruido para que se coordinen con 17 presidentes municipales y se suspenda de manera temporal en tanto dura esta emergencia sanitaria la venta de bebidas alcohólicas y de cervezas”, apuntó en su Twitter el gobernador de Tabasco, Adán Augusto López.

El gobierno de Campeche también se sumo a esta iniciativa y suspendió las actividades de lugares en donde se venden y consumen bebidas embriagantes como bares, centros nocturnos y casinos. Además restringió a establecimientos comerciales el horario de ventas de bebidas alcohólicas de las 12 a 18 horas.

Con información de Noticieros Televisa.

Anuncios

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook