La mujer le escribió un conmovedor mensaje de agradecimiento a los encargados del juego

Debido a la proyección de una cámara termográfica instalada en un juego de feria, una mujer detectó que tenía cáncer de mama.

La cámara fue instalada en el 2009 y forma parte de Camera Obscura, uno de los atractivos turísticos más conocidos de Edimburgo, Escocia. Por medio del aparato, las personas pueden observar las zonas de mayor temperatura en su anatomía. Fue así como Bal Gill descubrió un punto cálido en su pecho izquierdo.

En mayo de 2019, durante las vacaciones escolares, fui de visita con mi familia. Fuimos al Castillo de Edimburgo y, de paso, vimos el museo. Mientras recorríamos los pisos, nos encontramos con la habitación de la cámara termográfica. Como todas las familias, entramos y empezamos a agitar los brazos y observamos las imágenes creadas. Mientras hacía eso, noté un punto cálido (de color rojo) que salía de mi pecho izquierdo. Pensé que era raro y vi que los demás no tenían lo mismo. Tomé una foto y continuamos disfrutando el resto del museo.

El hallazgo intrigó a Bal, quien, al regresar a su casa, se puso a investigar en internet y descubrió que por medio de cámaras termográficas los médicos oncólogos detectaban cánceres de mama. La mujer de 41 años hizo una cita con el doctor, quien le diagnosticó el padecimiento.

La mujer le escribió a los encargados de la atracción turística y ellos compartieron su historia en su portal.

Solo quiero decirles gracias: sin la cámara nunca lo habría sabido. Sé que no es el propósito de la cámara pero para mí fue una visita que me cambió la vida. No puedo expresarles cuánto cambió mi vida por mi visita a la Camera Obscura.

La termografía es una prueba no invasiva que no involucra radiación. Se basa en el hecho de que para que las células crezcan y se multipliquen rápidamente es necesario aumentar el flujo de sangre hacia el tumor y esto aumenta la temperatura.

Redacción Noticieros Televisa

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook