Señales que anunciaron la locura de Daenerys a lo largo de la serie

14-05-2019 hace 6 días

Hilda Rodríguez

Daenerys finalmente terminó sucumbiendo ante el famoso gen Targaryen y oficialmente ya podemos denominarla como “La Reina Loca”.

 La Rompedora de Cadenas se encargó de destruir a la Flota de Hierro, a sus Escorpiones y a la Compañía Dorada, fuerzas que se encargarían de proteger la ciudad; para cuando todos ellos cayeron por las llamas de Drogon las campanas de Desembarco del Rey comenzaron a sonar.

Durante algunos segundos la cámara captó la expresión desfigurada en el rostro de quien fuera la Khalessi del Gran Mar de Hierba quien pronto cargó con Drogon para destruir todos los edificios de la ciudad y asesinar a los pobladores sin piedad. Después de varios minutos, nuestra protagonista destruyó casi toda la capital y muy pocos fueron los que lograron sobrevivir.

No es que Daenerys se haya convertido de la noche a la mañana en la peor versión del monarca que Westeros necesita. Las pequeñas pinceladas sobre su personalidad destructiva se mostraron mucho tiempo atrás y en este artículo te mencionamos las más destacadas. 

La muerte de Viserys

El hermano mayor de Daenerys nunca fue amable con ella. En el primer episodio lo vimos asegurar que permitiría la violación en masa hacia su fraterna con tal de obtener un ejército. Cuando Khal Drogo vierte oro derretido sobre la cabeza del desquiciado Viserys ella no se inmuta, quizá el desprecio al único familiar que le quedaba estaba justificado, pero eso no resta puntos al hecho de que es perturbador verla no sentir nada por él en sus últimos segundos de vida.

La Casa de los Eternos

En la temporada dos, Daenerys tuvo una interesante visión sobre King’s Landing. El Salón del Trono parecía arrasado por La Larga Noche, pero con el más reciente capítulo podemos confirmar que ha sido destruido por el fuego de Drogon y que lo que vimos caer no era nieve, sino cenizas. Una clara advertencia de que en el futuro la Madre de Dragones mostraría al mundo su peor faceta.

Complejo de diosa

Daenerys siempre disfrutó el ser adorada. En Meereen le complacía la vista de su pirámide, desde ahí todos lucían pequeños y sometidos a su voluntad. A cualquier lugar que fuera siempre exigía respeto absoluto y la desobediencia era castigada. En Poniente fue lo mismo. Llegó a Invernalia proclamándose la legítima reina de los norteños sin haber hecho nada por ellos. Esta carencia de humildad y necesidad de poder tarde o temprano terminaría consumiéndola.

Gran gusto por el fuego

Desde el inicio, Daenerys se tomó muy en serio el lema de su casa. La vimos ejecutar a Mirri Maz Duur con fuego, a sus dragones les entregó a un Amo para calcinar y comer, destruye la flota de los esclavistas con la ayuda de sus hijos, en Vaes Dothrak quema a los Khals sin pensarlo, a los Tarly los ejecuta de la misma forma y recientemente ha hecho igual con Varys. Quien no la obedece o la traiciona está sujeto a morir por fuego y eso desde el inicio de la serie.

Ahora que Desembarco del Rey ha caído, existen varios Stark que Daenerys declarará como traidores en el siguiente episodio por revelar la identidad del último Targaryen varón. ¿Lograrán salvarse del fuego de la Madre o Jon Snow hará algo para detenerla? El próximo capítulo se estrena el 19 de mayo.

TOMATAZOS