Que la presidenta de Naucalpan, la morenista Patricia Durán Rebeles fue acusada de financiar con dinero del erario al partido político “Ruta 5”, el cual es propiedad de su secretario de gobierno municipal, el ex panista Manuel Espino. Sin duda ambos tienen que rendir cuentas, porque de comprobarse, nunca dejaron de ser panistas e íntimos políticos.

Que Manuel Espino fue el que no alcanzó hueso en la 4T y ahora pretende succionar del municipio de Naucalpan para engordar a un partido político satélite de Morena. Hay que recordar que él fue dirigente nacional del PAN, así que tiene experiencia de sobra en partidos y operación de la familia Durán Rebeles durante varios años.

Que la iglesia católica en Toluca tiene la intención de proteger a las víctimas de abuso. El equipo comandado por el obispo Francisco Javier Chavolla seguirá de cerca estos casos y es que la misma iglesia estatal guardó silencio cuando los casos de pederastia cometidos por padres del país salieron a la luz y se reservó aclarar si mexiquenses estuvieron involucrados. Que sea un acto de bondad y de “buena fe” y no para limpiar una imagen.

Que el alcalde de Teotihuacán Jaime Heredia Ángeles está en problemas y es que rindió el informe de sus primeros 100 días de gobierno entre reclamos y trifulcas. El alcalde es la oda al cinismo porque además de que no hay resultados claros, el mismo martes fue encontrada una toma clandestina de huachicol en el municipio, uno de los de mayor incidencia en este delito en el Estado de México. En términos claros, no ha hecho nada y se lo hicieron saber.

Síguenos en Facebook

¿Qué te parece?