A sus compañeras de la escuela no se les permitió asistir, después de que se enteraran que fue abusada sexualmente por la expareja de su madre

En Argentina una mujer llamada Julieta Colinas organizó un festejo para el cumpleañosnúmero 11 de su hija, quien fuera abusada sexualmente hace unos meses; sin embargo, ninguna de sus compañeras asistió.

Según lo que publicó la madre en redes sociales a sus compañeras de la escuela no se les permitió asistir, después de que se enteraran que Colinas denunció a su expareja ante la policía, por haber abusado sexualmente de su hija.

“Es la misma nena de siempre… ella no cambió en nada… fue abusada… eso no la convierte en una nena mal”, escribió la mujer en Facebook.

La mujer dijo que estaba muy dolida debido a que su hija gastó todos sus ahorros para comprar todo lo necesario para la fiesta de cumpleaños.

Luego de leer a la madre en redes, vecinos de la zona organizaron una fiesta para la menor en una plaza para hacerle olvidar el mal momento.

¿Qué te parece?