Bonistas del NAIM no aceptan condiciones del gobierno; amenazan con demandar

11-12-2018 hace 6 meses

Redacción SeUno

En caso de no llegar a un acuerdo, comenzarían los procesos jurídicos para obtener su dinero.

El grupo ad hoc de tenedores de bonos del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), representado por el despacho Hogan Lovells, informó que no acepta las condiciones del gobierno federal para el intercambio de los instrumentos que se emitieron por 6,000 millones de dólares.

El fideicomiso del NAIM emitió en 2016 y 2017, bonos verdes a 10 y 30 años por 6,000 millones de dólares, para financiar la construcción de la nueva terminal de aeropuerto de Texcoco. El gobierno de Andrés Manuel López Obrador canceló la obra.

Ayer, el despacho de abogados es informó que los tenedores de bonos, sin determinar montos y número de participantes, representan al menos 50% de los tomadores de una de las cuatro series de los bonos Mexcat y 50% del principal de los 6,000 millones de dólares emitidos.

Indican que el grupo tomador de los bonos, que consiste en un largo grupo de inversionistas institucionales, no puede aceptar la oferta del gobierno federal.

El pasado 4 de diciembre, la administración entrante ofreció adquirir bonos por 1,800 millones de dólares a través de una subasta.

Quedarían 4,200 millones de dólares que tendrían otras condiciones a las actuales.

De acuerdo con la información existente, los bonos se pagarían con lo recaudado de la Tarifa de Uso Aeroportuario (TUA) del actual aeropuerto Benito Juárez.

Los abogados destacaron los tomadores de papel, entre los que se encuentran grandes fondos de inversión, alrededor de 85 grandes inversionistas, visitados en Nueva York, Londres, Singapur, entre otras ciudades. Al parecer los tenedores de los bonos esperan una negociación con el gobierno federal, sin embargo, de no llegarse a un acuerdo, comenzarían los proceso jurídicos para recibir su dinero.

En tanto, el gobierno federal informó que no se detenía la construcción de la terminal aérea de Texcoco.

También los bonistas deben revisar los instrumentos en sus consejos de administración, ya que los instrumentos que adquirieron eran bonos verdes.

De acuerdo con el prospecto de colocación, el fideicomiso del aeropuerto puede cancelar los bonos pero se pagará el 100% del monto del principal, una prima de compensación y los intereses devengados.

Los instrumentos no fueron registrados en México, ni en Estados Unidos, sino en Holanda y Singapur, pero podían ser vendidos en la Unión Americana a compradores institucionales calificados.

Las calificadoras Standard & Poor´s y Moody´s pusieron en revisión negativa las calificaciones del fideicomiso que respalda la construcción del aeropuerto en Texcoco y destacan que el incumplimiento en el pago podría repercutir en la baja del grado de los instrumentos emitidos por 6,000 millones de dólares.

Emisión de bonos verdes por 6,000 millones de dólares

  • 750 inversionistas de Asia, Europa y EU participaron. Sura es la única afore mexicana que participó
  • 85 inversionistas institucionales participaron. Prudential, MetLife y Blackrock, entre otros
  • Tasa a 10 años del 2016 en 4.25%
  • Tasa bono 30 años del 2016 en 5.50%
  • Bono a 10 años del 2017 en 3.87%
  • Bono a 30 años del 2017 en 5.50%
Redacción El Economista