Una pequeña zarigüeya australiana fue nombrada Pikachu, por su peculiar color. El animal llegó hasta una clínica Veterinariaen Melbourne, Australia, luego de que esta fuera encontrada sin abandonada. Lo que llamaba la atención es que a diferencia del color café tradicional que tienen estos animales esta era de un intenso color amarillo.

Su color se debe a una mutación genéticaproducida por bajos niveles de melanina lo que hace que su pelaje en vez de café sea amarillo

Al parecer, se cayó de la espalda de su madre, y tendría cerca de cinco meses de edad, y que aunque se encontraba nerviosa esta contaba con buena salud.

Por fortuna fue encontrado por especialistas pues debido a su llamativo color es difícil que vuelva a la vida silvestre, dado que se volvería un objetivo muy fácil para los depredadores.

Con información de Hoy Estado

¿Qué te parece?