Ante las fuertes lluvias que han azotado en la Sierra Madre del Sur y ocasionado deslaves , Dicosa Oaxaca lleva alimentos a los habitantes de la zona.

Ante las lluvias que han azotado la Sierra Madre del Sur, Diconsa Oaxaca, a través del almacén rural Reforma, abastece a San Pedro Jilotepec, localidad de apenas cien habitantes que, para subsistir, depende del arribo de camionetas tipo pick up de la distribuidora, únicas que pueden transitar por los angostos y fracturados caminos que han dejado los deslaves de los cerros.

“El temporal ha afectado los caminos más de lo normal, pues continuamente los choferes tienen que descender de sus unidades para retirar piedras y ramas del camino, a fin de continuar su ruta en las mejores condiciones de seguridad posibles, pues las brechas son angostas y los voladeros profundos”, dijo el gerente de la Sucursal estatal, José Esteban Bolaños Guzmán.

El funcionario explicó que, debido a los escabrosos y estrechos senderos, los únicos vehículos capaces de circular por los altos del municipio Magdalena Tequisistlán son las camionetas pick up, de ahí que se deban realizar varios viajes para el debido abastecimiento de la población, que tiene en Diconsa a su única opción de abasto.

El almacén rural Reforma, adscrito a la Unidad Operativa Istmo Costa, suministra también a otros 14 municipios de la región con 68 tiendas comunitarias, así como 12 localidades con una tienda móvil, mediante las cuales garantiza a los pobladores el acceso a la canasta básica.

La subjefa de almacén, Julia Padilla, refirió que, a la vez, se surten 5 comedores comunitarios de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), 8 albergues de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI) y 46 clínicas del sector salud con suplementos alimenticios.

¿Qué te parece?