Cinco legisladores franceses buscarán imponer una multa de 90 euros (unos 2 mil pesos) a quienes lancen piropos o silbidos en público.

Esta iniciativa ha sido hecha en el marco de una nueva legislación propuesta por el presidente Emmanuel Macron con el fin de combatir la violencia sexual y el acoso en el país galo.

Las multas serían impuestas a las personas que lleven a cabo comentarios “de presión, sexistas, o de caracter sexual” que sean degradantes, humillantes, hostiles, intimidantes u ofensivos.

Marlene Schiappa, Secretaria de Derechos de la Mujer, sugirió la imposición de multas el año pasado. Ella se encuentra entre los miembros del gobierno que preparan esta ley de violencia y acoso sexual.

El gobierno de Macron presentará también los resultados de una encuesta nacional para buscar propuestas del público para combatir el sexismo en el país europeo.

Fuente: Zócalo

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook