Ivanka Trump se encuentra con un “criminal de guerra” norcoreano

Ivanka Trump se encuentra con un "criminal de guerra" norcoreano Ivanka Trump se encuentra con un "criminal de guerra" norcoreano Ivanka Trump se encuentra con un "criminal de guerra" norcoreano

Los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang han llegado a su fin. La ceremonia de clausura del domingo contó con la presencia del presidente surcoreano Moon Jae-in, altos mandos de Corea del Norte y la hija del presidente de EE.UU., Ivanka Trump, entre otros dirigentes.

En la ceremonia, celebrada en el Parque Olímpico de Hoenggye, Ivanka Trump, quien encabezó la delegación estadounidense, se encontró cara a cara con un controvertido militar norcoreano. La hija de Donald Trump estaba sentada a pocos metros del general Kim Yong Chol, bautizado por la oposición surcoreana como un “diabólico criminal de guerra”.

Los dos observaron cómo los atletas de Corea del Norte ondeaban su bandera, algo raro en Corea del Sur, mientras pasaban por el estadio olímpico. Los atletas de los países vecinos marcharon juntos bajo una bandera unificada durante el evento de apertura.

Anteriormente, unos 100 legisladores y activistas conservadores de Corea del Sur organizaron una manifestación cerca de la frontera con Corea del Norte, enfrentando a unos 2.500 policías surcoreanos para protestar contra la llegada de la delegación de Pionyang, encabezada por Kim Yong Chol, que ha sido incluido en la lista negra de Washington y Seúl.

Síguenos en TWITTER, INSTAGRAM y Google News