El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, vuelve a desatar polémica, esta ocasión por el tema de las armas.

El mandatario propuso que los profesores porten ocultamente armas y reciban entrenamiento militar para evitar que haya más tiroteos en las instituciones educativas.

“A ‘gun free’ school is a magnet for bad people. ATTACKS WOULD END!” (Una escuela “libre de armas” es un imán para la gente mala. Los ataques podrían terminar!), escribió en su cuenta de Twitter.
Trump explicó que un titroteo dura alrededor de 3 minutos y la policía tarda en llegar cinco u ocho minutos después; por lo que, según él, los profesores altamente entrenados podrían resolver el problema “instantáneamente” antes de que las autoridades lleguen.

Según el presidente de Estados Unidos si un “potencial tirador enfermo” sabe que en una escuela los profesores están armados, el posible tirador se retractaría de entrar.

El tema del control de las armas vuelve después de que el pasado 14 de febrero el joven Nikolas Cruz abriera fuego contra alumnos y personal de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas en Florida. El tiroteo dejó 17 muertos y 15 heridos.

Varias personas se han manifestado para que se controlen las armas desde la balacera en Florida y no sea fácil obtener una de ellas.

¿Qué opinas?

Síguenos en Facebook