Funcionaria de Toluca clausura lavandería por que no le gusto como le dejaron la ropa

Funcionaria de Toluca clausura lavandería por que no le gusto como le dejaron la ropa

TOLUCA, México, 12 de Octubre.- Cristina Bejarano Jiménez, quien labora en la Coordinación de Protección Civil del Ayuntamiento de Toluca, mandó clausurar una lavandería, porque le echaron a perder una pieza de ropa que llevó a lavar, lo que constituye un claro caso de abuso de autoridad, tráfico de influencias, mala fe y dolo, denunció la afectada, Nayeli Romero Peña, propietaria del establecimiento afectado.

Romero Peña explicó que hace unos días recibió ropa para lavar de la señora Cristina Bejarano Jiménez, como parte de su actividad comercial normal. Por una mala maniobra de un empleado de la lavandería con razón social Bubble Clean, ubicada en el número 1133 de la calle Ignacio Allende, en Toluca, una de las piezas tratadas se afectó.

Cuando la señora Cristina Bejarano Jiménez, quien comienza a hacerse famosa en redes sociales como #LedyLavanderia, llegó por su ropa, se le explicó la situación y se le dijo que el negocio tenía la responsabilidad de pagar por el daño causado. La empleada de la Coordinación Municipal de Protección Civil de Toluca exigió una cantidad de dinero muy superior al precio comercial de la prenda dañada, por lo que la propietaria de la lavandería le pidió que reconsiderara, que llegaran a un justo medio para no afectar a ninguna de las partes.

La Señora Bejarano Jiménez se llevó su ropa, no sin antes gritar el clásico “no saben con quién se meten”, y se salió de la lavandería sin aceptar llegar a un convenio respecto a la reparación del daño.

Al día siguiente, llegaron al lugar representantes de la Coordinación Municipal de Protección Civil de Toluca, quienes dijeron que realizarían una “verificación” del establecimiento, sin que presentaran la orden respectiva, simplemente dijeron que tenían órdenes de hacerlo y que así lo harían.

Los representantes de Protección Civil, con el uniforme oficial de esa dependencia  municipal, llenaron rápidamente un formato en el que escribieron distintas observaciones sobre el presunto incumplimiento del Reglamento de Protección Civil, y le indicaron a la dueña de la lavandería, Nayeli Romero Peña, que iban a clausurar el negocio y que colocarían sellos de “suspendido”.

Romero Peña explicó que cuando acudió a investigar las razones de la clausura y tratar de arreglar la situación para reabrir su negocio, personal de la misma dependencia del ayuntamiento de Toluca le advirtieron que, aunque cumpliera con toda la normatividad, ellos “tenían instrucciones de clausurar y mantener cerrado el negocio hasta que se le bajara el coraje a la Jefa”.

“Se trata de un evidente caso de abuso de autoridad y tráfico de influencias. Yo sé que se le maltrató su ropa, pero se le ofreció pagar lo justo por el daño causado, y ahora ella hace uso de sus influencias para dejarnos sin negocio. No es justo que los servidores públicos se aprovechen del encargo que tienen para perjudicar a otros de esta manera”, dijo la afectada.

Solicitó al gobernador Eruviel Ávila Villegas y al presidente municipal de Toluca, Fernando Zamora Morales, que revisen este caso, que observen la actuación de la servidora pública municipal Cristina Bejarano Jiménez, para que permitan reabrir su negocio para dejar de afectarla a ella, su familia y clientes, y que incluso se aplique la Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos del Estado de México y Municipios, a quien evidentemente hace uso negativo del poder público.

También exigió se investigue la actuación en este caso del Coordinador de Protección Civil de Toluca, Antonio Gutiérrez Vilchis, quien firmó y giró la orden de “verificación” de la lavandería, la cual dio como resultado su clausura, y se aclare qué relación interpersonal existe entre él y su subordinada, Cristina Bejarano Jiménez, para incurrir en este evidente caso de abuso de autoridad.

Redacción Agencia MVT

Lee También